11 mar. 2014

Matriz Foda: Origen y Características

 (Actualizado:16-Ene-2019)
La Matriz FODA o DOFA como también se le conoce, es uno de los modelos de diagnóstico situacional de mayor popularidad en el ámbito de la Dirección Estratégica.

DOFA es el acrónimo de Debilidades, Oportunidades, Fortalezas y Amenazas. Su estructura consiste en una matriz 2x2 la cual aporta el marco de referencia idóneo para evaluar la situación del entorno, reconocer las capacidades y recursos; y en consecuencia decidir de la mejor manera el rumbo estratégico de la empresa.

Su orígen se remonta a la década de los 70 debido a  la investigación realizada por un equipo de trabajo del Stanford Research Institute dirigida por Albert Humphrey, cuyo propósito era descubrir por qué falla la planificación corporativa.

La investigación buscaba también encontrar un modelo que permitiera recopilar, estructurar y analizar la información clave para las decisiones estratégicas.

El modelo no surgió como un invento producto de la creatividad y el ingenio, fué el resultado de una indagación con abundante basamento empírico; ya que entre 1960 y 1969 alrededor de 1100 empresas y organizaciones fueron consideradas, encuestando a unos 5000 ejecutivos con un cuestionario de 250 preguntas.

La matriz FODA ha sido y está siendo usada con resultados muy dispares en distintos ámbitos organizacionales. Creo que el mayor error que se comete es pensar que mediante su uso se garantiza el éxito estratégico. En el mejor de los casos su contenido representa una aproximación a cierta problemática de interés para la gerencia, sirviendo como insumo para la toma de decisiones.
 
Es iluso pensar que una simple tormenta de ideas entre ejecutivos será suficiente; se requiere que las fortalezas, debilidades, oportunidades y amenazas que vayan siendo incorporadas a la matriz estén suficientemente respaldadas por datos y/o información sólida y confiable, juicio crítico y procesos de selección adecuados que permitan discriminar entre múltiples variables internas  y ambientales.

Hecha esta salvedad pasaré a describir las características y alternativas estratégicas que plantea la matriz FODA. Para ello utilizaré el modelo de Otero y  Gache (2006), diseñado para la gestión estratégica de la Pequeña y Mediana Empresa (Pyme).

Otero y  Gache utilizan como base la matriz FODA ya conocida y la relacionan con el enfoque de Porter (1987) obteniendo cuatro perspectivas: Ventaja Competitiva, Desventaja Competitiva, Variables de Control y Variables Externas o no controladas.

Las cuatro perspectiva mencionadas son función de las Fortalezas, Debilidades, Oportunidades y Amenazas; de cuya combinación surge el plano competitivo de la  empresa que esté siendo objeto de análisis:
  
FODA
FORTALEZAS
AMENAZAS
OPORTUNIDADES
Ventaja competitiva
Variables no controladas
DEBILIDADES
variables de control
Desventaja Competitiva
Matriz FODA. Adaptado del modelo de Otero y  Gache (2006) 

Ventaja competitiva (Fortalezas – Oportunidades)

Según los autores mencionados, las ventajas competitivas surgen cuando gracias a las fortalezas adquiridas se logra potenciar o aprovechar mejor que los demás competidores las oportunidades que presenta el mercado.

Se supone que dos empresas difícilmente presentarán iguales ventajas competitivas ante el mercado, ya que cada una de ellas dispone de atributos y recursos diferenciados en al menos una cualidad, lo que determinará una ventaja competitiva diferente a la de los demás y cuyo valor comparativo dependerá de la forma en que se potencien las oportunidades diagnosticadas.

Desventaja competitiva (Debilidades – Amenazas)

En este caso ocurre algo muy parecido a lo expresado en el párrafo anterior, sólo que ahora las variables externas son las amenazas, que si bien afectan a todos los competidores, en cada caso van a impactar en diferentes medidas de acuerdo con las debilidades que cada firma posea.

Variables de control (Fortalezas – Debilidades)

La combinación de las fortalezas y las debilidades define el conjunto de las variables de control sobre las cuales cada empresa deberá enfocarse a fin de hacer  su mejor esfuerzo, pues en realidad son las únicas variables con las que puede hacer algo concreto en vías a mejorar o fortalecer una posición.

Variables no controladas (Oportunidades – Amenazas)

La combinación de estas variables permite a la empresa evaluar la condición de agresividad del entorno, y si bien en principio no puede hacer nada para modificarlas en forma directa, indirectamente le permiten establecer estrategias que basadas en las variables controladas tiendan a aumentar las oportunidades y a disminuir las amenazas.

Es importante destacar que para obtener una ventaja competitiva sostenida en relación a las otras empresas se debe reducir al mínimo las debilidades y maximizar aquellas características internas que representan fortalezas.

Como ya se mencionó en párrafos anteriores, es necesario tener también como referentes claves la naturaleza del entorno, la rivalidad competitiva existente, las necesidades y expectativas de los mercados objetivosasí como  las capacidades y recursos de la empresa para crear productos y servicios de alto valor.

En resumen, aprendamos a utilizar la matriz FODA como lo que es, una herramienta de análisis que amerita de suficiente información de apoyo y mucho análisis para que de buenos resultados.

4 comentarios:

June dijo...

Excelente, desconocia su origen, pero ahora ya sé a quien se le debería agradecer por su iniciativa para esta herramienta, tan útil y eficaz. :)

Clary dijo...

Esta herramienta es de gran apoyo para los análisis actuales de una empresa o de una persona, ayuda a planear de una mejor manera las metas y corregir los objetivos.

Alexis Morffe dijo...

Gracias por sus comentarios, espero haber contribuido a aclarar los usos de esta herramienta en el ámbito del análisis estratégico y la toma de decisiones.

Emilia Lee dijo...

Muy buen tema, GRACIAS!